cinematógrafo París, Rambla, Barcelona

Muchos barceloneses aún recuerdan con nostalgia el Cine París, ubicado en la Avenida Puerta del Ángel 11-13. Inaugurado el 21 de junio de 1928, se convirtió en un espacio emblemático para la ciudad durante más de 80 años, hasta su cierre en 2007. En su lugar, se erigió un edificio de ropa de señoras, dejando atrás un legado de historias y emociones cinematográficas.

EL CINEMATÓGRAFO DE LA RAMBLA DEL CENTRO

Sin embargo, la historia del Cine París comienza mucho antes. A principios del siglo XX, Barcelona ya había presenciado la apertura del primer «Cinematógrafo París». Construido en la antigua Rambla del Centro o Capuchinos 5, en los bajos del Restaurante Martin frente al Teatro Liceo, este pionero cinematográfico fue obra de Martín Pagés, un hombre emprendedor con visión de futuro.

 

La rambla frente al Liceo.

En julio de 1881, Pagés decidió ampliar su negocio. Trasladó el restaurante que regentaba hasta entonces en la planta baja al primer piso, alquilando el espacio a sus propietarios. En el antiguo local del restaurante, creó dos amplios salones y varios gabinetes, decorados de manera elegante y funcional para celebrar reuniones familiares o empresariales.

Con la llegada del apogeo del cinematógrafo a Barcelona, Martín Pagés, hombre de ideas innovadoras, vio en este nuevo invento una oportunidad para ampliar su negocio. En uno de los salones del Restaurante Martin, ubicado en la Rambla del Centro, instaló el Cinematógrafo, un espacio dedicado a la proyección de películas. El objetivo de Pagés era doble: por un lado, ofrecer un servicio de ocio a sus clientes del restaurante, atrayéndolos con la novedad del cinematógrafo. Por otro lado, buscaba captar nuevos clientes para el restaurante, utilizando el cine como gancho publicitario.

Tras unos meses de éxito, la pista de Pagés como empresario cinematográfico se difumina. No se sabe con exactitud a qué se dedicó durante este período, pero un encuentro fortuito marcaría su regreso al mundo del cine.

1903 PAGÉS CONTACTA CON FRUCTUÓS GELABERT

En 1903, Pagés conoce a Fructuós Gelabert, uno de los pioneros del cine catalán. Gelabert, quien en 1897 había rodado la película «Riña en el café» con una cámara construida por él mismo, vio en Pagés la persona ideal para adentrarse en el negocio cinematográfico.

Fructuoso Gelabert y Martín Pagés se embarcan juntos en un nuevo proyecto. El local del Cinematógrafo experimenta una transformación, renovándose por completo para ofrecer una sala moderna y acorde a las nuevas exigencias del público.

1903 SE ABRE EL CINEMATÓGRAFO PARÍS

El 27 de diciembre de 1903, con gran expectación, se inaugura el nuevo Cinematógrafo París. Un anuncio en la página 9 del diario La Vanguardia da fe de este acontecimiento, que marca un antes y un después en la historia del cine en Barcelona.

La inauguración del Cinematógrafo París el 27 de diciembre de 1903 fue un éxito rotundo. Cinco días después, el día de Año Nuevo, se estrenó la película «María Antonieta», consolidando el éxito del nuevo cine y acaparando los comentarios del público y la prensa.

La fama del Cinematógrafo París era tal que, en febrero de 1904, la Academia Científico-Mercantil decidió impartir una serie de conferencias sobre «Medios para mejorar pacíficamente la condición de las clases obreras» en sus instalaciones.

El Cinematógrafo París se caracterizó por ofrecer una programación innovadora y diversa. El 1 de octubre de 1904, se presentó la película «Vista en un viaje en tren desde Londres a Liverpool», una experiencia visual novedosa para la época. El 15 de diciembre, se proyectó «Profecías de la guerra Ruso Japonesa», una película en color sobre un tema de actualidad, algo único en España.

La unión de Martín Pagés y Fructuós Gelabert permitió que este último diera rienda suelta a su pasión por el cine. En 1905, el Cinematógrafo París se consolidó como un cine que ofrecía temas diferentes a los demás, con proyecciones originales y novedosas para la época.

1905:

  • En marzo, se presenta la película en color «El rosal maravilloso», un documental sobre la floración de los rosales que obtiene un éxito sorprendente.
  • En octubre, se presenta el film «El palacio de las mil una noches», además de «Travesuras del marmitón», «Los tranvías del porvenir» y «Viaje irrealizable».

1906:

  • El éxito continúa con la proyección de documentales que muestran lugares hasta entonces solo conocidos por fotografías fijas, ofreciendo una experiencia innovadora al público.
  • La película que causa mayor impacto es el documental de las Cataratas del Niagara, permitiendo al público contemplar por primera vez, aunque sin sonido, la espectacularidad de la caída del agua.

El 24 de mayo de 1906, el Cinematógrafo París proyectó la película filmada por el equipo de Gelabert el 20 de mayo, con motivo de la celebración de la fiesta de «Solidaritat Catalana». La película tuvo un gran éxito emotivo entre el público, que pudo ver por primera vez imágenes de la fiesta, que duró cuatro días y reunió a 200.000 personas en la manifestación del actual Paseo de Lluís Companys. Este evento tuvo una gran repercusión regional y nacional, por el civismo con que se desarrolló.

1907 SE REFORMA LA SALA

El éxito del Cinematógrafo París atraía cada vez a más público, pero el local se estaba quedando pequeño. En 1907, la Junta Consultiva de Espectáculos obligó a realizar unas obras de mejora, propuestas por el arquitecto provincial, para poder continuar con la autorización de apertura.

Las obras fueron realizadas y aceptadas por el gobernador Sr. Osorio. El nuevo Cinematógrafo París fue reinaugurado el jueves 14 de noviembre de 1907 con una función a beneficio de los damnificados por las inundaciones.

A partir de la reinauguración, el Cinematógrafo París continuó con su programación pero poco a poco su aparición en las carteleras se fue reduciendo gradualmente, hasta que finalmente desapareció.

PRIMERAS PELÍCULAS PROYECTADAS EN EL CINEMATÓGRAFO PARÍS

Si quieren conocer la celebración de la Fiesta de la Solidaridad Catalana en Mayo del 1906, La Vanguardia realizo un seguimiento extraordinario

Día Primero

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/21/LVG19060521-001.pdf

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/21/LVG19060521-002.pdf

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/21/LVG19060521-003.pdf

Día Segundo

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/22/LVG19060522-002.pdf

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/22/LVG19060522-003.pdf

Día Tercero

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/23/LVG19060523-001.pdf

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/23/LVG19060523-002.pdf

Día Cuarto

http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1906/05/24/LVG19060524-003.pdf

CINEMATÓGRAFO PARÍS DE LA RAMBLA

Navegación de la entrada