Cuartel de Lepanto Revisado el 10 de mayo del 2019 - La Barcelona de antes

Vaya al Contenido

Cuartel de Lepanto Revisado el 10 de mayo del 2019

Cuarteles
El antiguo cuartel de Lepanto, estuvo situado entre Hospitalet de Llobregat y Barcelona, en la Gran Vía, en los solares que actualmente ocupan los edificios que constituyen, la actual Ciudad de la Justicia.  
Fue construido para el nuevo alojamiento del regimiento de zapadores-minadores, que estaban ubicados en el cuartel de Atarazanas, el cual estaba destinado a desaparecer del principio de las Ramblas, con motivo de la intención por parte del gobierno de eliminar los edificios militares del centro de la ciudad y trasladarlos a lo que entonces eran las afueras de la ciudad.
El proyecto fue aprobado en 1929 y su redacción fue efectuada por el teniente coronel de Ingenieros José Roca, de la Comandancia de Ingenieros, (como ingeniero subdirector) y por el comandante de Ingenieros Pedro Fauqué del 4º Regimiento de Zapadores Minadores. El solar tenía una superficie de 55.473 metros cuadrados y para poder efectuar su construcción tuvo que efectuarse  el desvío de la riera Blanca, que recogía las aguas del torrente de Escuder y del torrente de Sans (actualmente canalizados), que dio lugar a la urbanización de la calle Riera Blanca. Dicha calle divide las ciudades de Barcelona y Hospitalet, lo que produce que sus vecinos pertenecen según en la acera que estén a un municipio diferente.
El presupuesto para su construcción ascendió a 4.555.917 pesetas, en el que también estaba incluido los gastos de  urbanización y desvío de la Riera Blanca. La construcción del cuartel se realizó en estilo neo-renacentista y fue realizada en el periodo de tres años. En 1931, Manuel Azaña Díaz, presidente del Consejo de Ministros, reorganizó el ejército y el cuartel pasó a denominarse Batallón de Zapadores-Minadores. Durante la guerra civil el cuartel, al mando del coronel Antonio Navarro Serrano, acogió a las Brigadas Internacionales y a la Columna Caserna Lenin del P.O.U.M, como homenaje al político que fue el primer dirigente de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS)
Después de la guerra civil se creó el 1 de Febrero de 1941 el Regimiento de Ingenieros nº 4, formado por un Batallón de Zapadores-Minadores y un Batallón de Transmisiones, era una unidad orgánica de la División de Montaña Urgel nº 4. Años más tarde pasó a denominarse Regimiento de Zapadores nº4 para el Cuerpo de Ejército y el 17 de Enero de 1966 toma el nombre de Regimiento Mixto de Ingenieros nº 4. En 1988 el regimiento fue trasladado al cuartel de Sanjurjo en Lérida y desapareció como consecuencia de la reorganización del Ejército "Plan Norte" en el año 1996. Hasta esa fecha el cuartel de Lepanto alojó en sus últimos años de vida a la Unidad Regional de Transmisiones, las compañías de la Policía Militar nº 41 y 42 y la compañía de Plana Mayor del Regimiento de Artillería Antiaérea nº 72.
Las Agrupaciones de Zapadores y de Transmisiones, tuvieron una actuación muy relevante  a lo largo de su existencia, en la que llegaron a acoger en las diferentes unidades hasta 3.000, soldados, que fueron utilizados por el ejército en las diferentes catástrofes que se produjeron en España, cabe destacar: las inundaciones provocadas por el desbordamiento en 1957, del rio Turia que tenía su cauce por el centro de la Ciudad de Valencia y que obligaron a desviarlo. Las inundaciones del 25 de septiembre de 1962, en varios municipios de la comarca del Vallés.
Entre octubre de 1957 y abril de 1958, una compañía de Transmisiones fue enviada al Sahara para apoyar las comunicaciones de las unidades que intervinieron en la Guerra de Sidi Ifni. El suceso tuvo su epilogo el 12 de octubre de 1968, fecha en que Francisco Franco, la retrocesión de Ifni a Marruecos, lo que provocó que la bandera española fuera arriada por última vez de Sidi Ifni el 30 de junio de 1969
El 29 de septiembre de 1999 los terrenos que ocupaba el antiguo cuartel, fueron adquiridos por la Generalitat de Catalunya por la cantidad de 1.800 millones de pesetas y el 11 de enero del 2000, que convocó un concurso público para realizar su derribo por un importe de 119 millones de pesetas y en su lugar construir una serie de edificios que albergasen los diferentes juzgados construidos en diferentes puntos y centralizarlos en lo que se conoce como la Ciudad de la Justicia, pertenecientes a la Generalitat de Cataluña.
Regreso al contenido