Casa Rosés - La Barcelona de antes

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Casa Rosés

Edi. Particulares
Sin duda alguna una de los lugares que han sufrido más cambios en su historia ha sido el lugar que hoy en día ocupa la plaza de Cataluña, tenemos que pensar que el “Plan de Urbanización”, de la plaza no fue otorgado hasta el año 1889 y ya el lugar había tenido un movimiento de edificios. El lugar que ocupa el Banco de España en la actualidad, a finales del siglo XIX pertenecía a la calle Fontanella, la cual empezaba su numeración en las Ramblas.
La primera casa de la que tengo constancia que se edificó en ese lugar fue el año 1872 y la casa fue conocida como “Casa Barceló”, la cual estuvo en pie durante diecisiete años, ya que en 1876, la casa fue vendida a la familia Rosés, que derribo el antiguo edificio y construyo uno nuevo.
Con la urbanización en 1889 de la Plaza Cataluña, el edificio pasó a figurar como en nº 17 de dicha plaza. En principio el edificio tuvo una construcción exterior austera, seguía los pasos de elevación antiguos en que las casas tenían un primer habitáculo que nunca estaba a la altura de la calle sino un poco más alto al que se le llamaba entresuelo, un principal, que era considerado como la planta de más categoría del edificio y en la que casi siempre Vivian los propietarios del edificio y después diferentes alturas, en este caso, tres pisos más.
A principios del siglo XX, la casa Rosés quiso dar un poco más de esplendor al edificio, para ello mando construir una planta superior rematándolo con dos cúpulas nervadas adornadas con piezas de cerámica que daban un aire más señorial a la edificación, en los extremos de la fachada a la altura de la parte del chaflán. En 1925, el edificio fue derribado y en su lugar se edificó la “Casa Segura”, que a su vez fue derribada para la construcción del actual edificio del “Banco de España”.
Regreso al contenido | Regreso al menu principal